La Región del Duero

Descubre la emblemática Región del Valle del Duero

¡Antes que disfrutes de tu crucero, descubre la más antigua región demarcada del mundo!

El Valle de Duero presentase como una región de contrastes, en la cual la Naturaleza y el Hombre se unen para crear un paisaje inolvidable. Es tierra de tradiciones, terrazas de viñas coloridas, un río cristalino y vinos famosos en todo el mundo.

¡Revela el Duero, un verdadero “exceso de Naturaleza”!

Su Geografía

Ubicada en el Nordeste de Portugal, la región del Duero es envuelta por montañas transmontanas que hacen su paisaje irregular, monumental y suntuosa, aquí dominan los valles hondos y escarpados.

Esta geografía proporciona a la región un microclima muy peculiar, una vez que las montañas graníticas de Marão y Montemuro la protegen de los vientos que llegan del litoral, así que, los inviernos son rigurosos y largos, con heladas y nieve, y, por otro lado, los veranos son muy calientes y secos.

Hoy en día ya es posible visitar la región muy fácilmente, por carretera (a través de autopista o carreteras nacionales, las cuales son seguras y están en buenas condiciones), en tren, en un barco de crucero por el famoso río Duero o, incluso, en helicóptero.

Reconocimientos

En la Región del Valle del Duero existen 3 lugares declarados Patrimonio de la Humanidad por UNESCO – el Alto Duero Viñatero, el Parque Arqueológico del Valle de Côa y, en la ciudad portuaria, el Centro Histórico de Oporto.

Este enclave caliente que es Duero fue, además, considerado por National Geographic Society en 2009, el 7.º destino turístico sostenible en Europa y 16.º del mundo, en una lista con 133 destinos turísticos.

Actividad Vitivinícola

El microclima característico de la región del Duero, así como sus suelos en gran parte esquistosos y cascajosos y el trabajo del Hombre, ayudan a explicar el nascimiento de algunos de los vinos más interesantes y sofisticados del mundo: los vinos del Duero.

A través de la sabiduría heredada de las generaciones más antiguas, el Hombre aprovecho los valles hondos que el Río ha cavado y transformó las montañas en terrazas vertiginosamente inclinadas dirigidos a los rayos de sol y en ellas plantó viña, verde en el verano y color de fuego en el otoño. Estas terrazas únicas siguen al largo del Río Duero, estrechando su cauce con desfiladeros que ocupan ya un área vitivinícola con más o menos 40.000 hectáreas.

La importancia de la región y de sus vinos creció con la creación de la Región Demarcada del Duero en 1756, por Marquês de Pombal. Sin embargo, se produce vinos en la región hace más de 2000 años, entre los cuales, el célebre y conocido por todo el mundo, Vino de Oporto. Además de las características naturales, la mezcla de una abundante variedad de uvas y los procesos de vinificación garantizan su éxito. Son considerados vinos con cuerpo, densidad, vigorosos y elegantes que están creciendo cada vez más en el mercado extranjero, ganando varios galardones mundiales.

Gastronomía

La Gastronomía típica de la región del Duero es uno de sus tesoros más seductores. En muchos lugares aún se cocina de forma tradicional, en ollas de hierro a la lumbre. Aquí los sabores son intensos, de los aperitivos al plato principal, utilizando muchos productos de producción local.

El pastoreo y la agricultura son aún actividades muy practicadas en Duero, y los platos gastronómicos más típicos son basados en esa heredad. La ternera y el cabrito asados en el horno, el jabalí estofado, los embutidos y quesos artesanales son ejemplos de refinamiento y buena fama a la tabla.

Los platos de pez, aunque no tan famosos, también son exquisitos, pescados en el Río Duero y sus afluentes, son muchas veces cocinados fritos o en escabeche.

El aceite, puro y cristalino, presenta una calidad excepcional que acompaña de forma genial a cualquier plato. 

En lo que toca a los dulces conventuales, la almendra es el principal ingrediente, así como otros frutos secos. Dulces como la aletria (dulce hecho con fideos), el pão de ló (tarta típica de Semana Santa a base de huevos, azúcar y harina) o los biscoitos de Teixeira (una tarta rectangular hecha con azúcar amarillo, harina, huevos, limón y canela) son, simultáneamente, famosos y la fruta ahí plantada y recogida es agradablemente sabrosa. 

Bebida en la tabla no te faltará, con los vinos DOC a perfeccionar cualquier comida y el Vino de Oporto, el Vino de Favaios Moscatel y los típicos licores a enriquecer, aún más, esta Gastronomía. 

Río Duero

El principal río que recorre en esta región es el Río Duero, considerado el tercero mayor de la Península Ibérica. El Río Duero nace en España, a más de unos 2 mil metros de altitud, en la sierra de Urbión, y su tramo en Portugal empieza cerca de Barca D’Alva. En territorio nacional recorre unos 213 km y encuentra su desembocadura cerca de las orillas de las ciudades de Oporto e Vila Nova de Gaia.

Por décadas, este Río fue considerado una de las principales arterias de la región, siendo el canal principal para el traslado del vino y de las personas, en los característicos Barcos Rabelos. En ese tiempo, era un río peligroso e indomable, con corrientes y bajos que exigían gran pericia y experiencia para navegarlo. Hoy en día, con la construcción de diversas esclusas, su curso es totalmente navegable y seguro y las crecidas se han tornado menos intensas.

Antes de desembocar en el Oceano Atlántico, el Duero recorre por un camino sinuoso y magnífico, como una serpiente, debido al zigzag que dibuja la estructura sobre el Duero, flanqueado por orillas de terrazas hechas por el Hombre y de rocas puntiagudas y escarpadas.

Bono Regalo
Bono Regalo

¿No sabes qué regalar?¡Ofrece un Crucero en Duero!

Más Info
¿Cruceros a la Medida?
¿Cruceros a la Medida?

¡Cruceros para grupos Personalizados con precios y condiciones especiales!

Solicitar Cotización
¡Atención! Al navegar y continuar en nuestro Sitio Web estará consintiendo el uso de las Cookies para una mejor experiencia del usuario.
Conozca nuestras Políticas de Privacidad y Cookies aqui